Estudiar un MBA para la vida real

Los conocimientos más útiles no se adquieren en la universidad ni en las escuelas de negocios, se aprenden con el día a día en el entorno laboral y personal, y también con el trabajo en equipo

MBA

No hay estudiante de Administración y Dirección de Empresa que no piense en un MBA una vez finaliza la carrera. Bueno, quizás sí los hay, pero son muy pocos, cuando lo cierto es que la gestión empresarial y el conocimiento necesario para llevar adelante un buen negocio se adquiere en el día a día.

Esto es lo que defienden los autores de El MBA para la vida real (Ediciones Urano, 2015) de Jack Welch y Suzy Welch. Un libro que, como bien definen sus autores, “va más allá de las teorías, conceptos e ideologías, y se centra en los problemas cotidianos que tienen todos los directivos de empresas y emprendedores”. Y es que los autores, tras entrevistarse con empresarios y seleccionar momentos concretos de su vida laboral, han llegado a la conclusión de que los negocios nunca se deja de aprender.

https://www.youtube.com/watch?v=i2UypPL3uSg

Jack Welch ha sido durante más de 20 años CEO de General Electric y actualmente gestiona Jack Welch Management Instituto, donde imparte un MBA online. Suzy Welch, escritora y periodista, ha sido editora de la Harvard Business Review y es directiva en diversas organizaciones gubernamentales. Dos perfiles más que idóneos para resumir lo que les ha enseñado trayectoria profesional en un libro. Repasemos algunas de sus conclusiones.

“Los negocios son el deporte de equipo por excelencia”
Esta es la primera gran afirmación que hacen los Welch al manual. Tener 500, 5.000 o 15.000 trabajadores no importante, lo que de verdad influencia es que no sea sólo una persona la que se encuentra al frente de la empresa.

Desde su punto de vista, la acción de dirigir un negocio se debe hacer con el objetivo “de aprovechar todos los consejos, ideas y ayuda a que la plantilla pueda aportar”. Por eso no temen decir que los MBA de toda la vida necesitan incorporar esta variable humana, la que podría enseñar a los futuros líderes que ser un buen gerente o director tiene más que ver con la generosidad y la cooperación que con el éxito financiero.

“En el mundo de los negocios, nunca dejas de aprender”
“Es un ámbito demasiado amplio, incluye demasiadas facetas diferentes, es demasiado imprevisible, la influencia de la tecnología es demasiado grande, el alcance masa global y local al mismo tiempo, demasiado todo para poder llegar a decir algún día: ‘Esto ya me lo sé ” ‘. Es una reflexión sincera, pero que muestra una conclusión a la que han llegado todos y cada uno de los profesionales que han contado su experiencia.

Para acabar de dar más fundamentos a la explicación, los autores aseguran que han sido sus últimos 10 años los más enriquecedores desde el punto de vista de aprendizaje. Relatan la colaboración que hicieron con unos emprendedores chinos, entre otras pequeñas aventuras, donde han aprendido que estar abierto a las novedades y ser comprensivos es básico.

“Vivimos tiempos radicales y emocionantes”
“Hacer negocios es ahora el reto más grande el mundo”. Lo es por la innovación, por las nuevas tecnologías, por la inestabilidad económica y por las mismas decisiones que toman los gobiernos respecto a ellos, según afirman los autores del libro. Sin embargo, es este mismo contexto lo que hace que estemos viviendo en “la era del emprendimiento constante, personal y profesional”. “Tú verás si te arriesgas a quedarte de brazos cruzados”, concluyen a modo de reto.

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *